Mons. Olivier Ribadeau Dumas ha sido nombrado Rector del Santuario de Nuestra Señora de Lourdes

Nombramiento

Mons. Antoine Hérouard, delegado apostólico para el Santuario de Lourdes, nombra a partir del 1 de octubre de 2019 a Mons. Olivier Ribadeau Dumas (sacerdote de la diócesis de París) como nuevo Rector del Santuario de Nuestra Señora de Lourdes, en acuerdo con Mons. Michel Aupetit, arzobispo de París.

Sucede en el cargo al P. André Cabes, al que Mons. Antoine Hérouard ha rendido homenaje en un mensaje dirigido a la comunidad de trabajo del Santuario: «Ha dado mucho de sí mismo, con generosidad y sentido de la Iglesia para la vida de este Santuario que tanto ama».

Mons. Olivier Ribadeau Dumas Rector del Santuario de Nuestra Señora de Lourdes - © Photo Ciric

La misa de entrada en funciones del nuevo rector del Santuario de Lourdes

El 21 de octubre en la basílica de Nuestra Señora del Rosario, Mons. Antoine Hérouard, obispo del Santuario, presidió la misa de toma de posesión de Mons. Olivier Ribadeau Dumas como nuevo rector, que entró en funciones el pasado 1 de octubre.

Al principio de la celebración, Mons. Olivier Ribadeau Dumas realizó el gesto del lavatorio de los pies de Jesús a una decena de trabajadores o voluntarios del Santuario. Ese gesto ha permitido recordar el sentido del servicio. Jesús nos invita a lavarnos los pies unos a otros. Mons. Hérouard preguntó en su homilía: «Más allá de las buenas intenciones, ¿somos capaces de vivir nuestro servicio? Es en la fe donde podremos encontrar la fuerza de cumplirla» (Carta de san Pablo a los Romanos, capítulo 4). El obispo del Santuario añadió: «Aquí podemos confiar todo a María: las alegrías, los proyectos y también las angustias. Ella los entrega a su Hijo». Insistió en el respeto que se deba a cada uno. «Bernardita se sintió mirada como una persona». Recordó también que cada uno tiene que «hacer fructificar los talentos a través de las responsabilidades que se le confían. Y así permitir que los que pasan por aquí se vayan mucho más fuertes». Este año en el que el tema pastoral es «Bienaventurados vosotros los pobres», «podemos volver a encontrar la actitud de Bernardita que supo transmitir con sencillez lo que se le había dado». Tenemos que saber decir que aquí se manifiesta a ternura de María.

Saber acoger a los más «estropeados» de la vida

Mons. Olivier Ribadeau Dumas volvió a expresar su alegría por su destino en Lourdes ya que «no hay mejor ejercicio de la autoridad que el servicio». «Los peregrinos son nuestra razón de ser y tenemos que desear recibir con una atención particular a los más estropeados», precisó.
Al principio de la misa, después de haber leído la carta pastoral del reconocimiento de las apariciones de María a Bernardita, redactada por Mons. Laurence, obispo de Tarbes en 1858, Mons. Antoine Hérouard entregó la cruz de los capellanes al nuevo rector de Lourdes. Se dirigió a la comunidad de sacerdotes del Santuario recordando «que los sacerdotes representan a Cristo en todas las celebraciones». El Santuario de Lourdes es famoso en el mundo entero. «No trabajamos fuera del suelo, sino iluminados por la ternura de María. Este servicio lo podemos vivir con verdadera benevolencia», recordó también. Monseñor Olivier Ribadeau Dumas desea también proseguir intercambios enriquecedores con los políticos del municipio de Lourdes, así como con todos los comerciantes y hoteleros, todos unidos al servicio de los peregrinos. En conclusión, rindió un hermoso homenaje al rectorado del P. André Cabes y pidió que cada uno rezara en su corazón por sus intenciones.